Destinos

Region De Los Lagos >> Valdivia

Valdivia
Un paraíso de bosques y ríos

Ven a conocer el hermoso sur de Chile, un paraíso de bosques y ríos. La ciudad de Valdivia es una hermosa y tranquila urbe que encanta tanto con la belleza de su arquitectura como de la flora y fauna de sus alrededores. Además ha sabido preservar sus raíces y abrirse al mundo como un lugar imperdible.




', '_new', 'resizable=1, scrollbars=1, menubar=0, toolbar=0, location=0, top=0, left=0, directories=0, width=800, height=600'); return false">Vídeo Oficial
Por qué ir
Su Naturaleza Su selva única en el mundo, es una de sus tantas atracciones, porque es realmente imposible no maravillarse con cada uno de sus rincones. Es lo más parecido que hay a los grandes paisajes europeos con grandes ríos navegables. Al recorrer esta hermosa ciudad y los nueve cauces de agua que la circundan, podrás ver torreones, bosques frondosos y casas llenas de nostalgia del viejo mundo.
Valdivia posee una gran influencia de colonos alemanes, y son verdaderos amantes de la cerveza, un legado que se puede ver en las cervecerías instaladas al mejor estilo bávaro. Lo mismo ocurre con la gastronomía donde se ven tentadoras pastelerías especializadas en kuchen y strudel.
Puerta de entrada Esta es la puerta de entrada para recorrer la increíble Región de Los Ríos. Valdivia ofrece de todo para el turista explorador. El gran río que la atraviesa llamado Calle Calle, es el más importante de la ciudad y por su costanera siempre hay para mirar y admirar diversas embarcaciones que navegan entregando un romántico paisaje.
Cuando hablamos de su gastronomía, se dice que hay dos tipos de Valdivia. La que el extranjero busca para comer y degustar mariscos y peces de mar y río, y el otro Valdivia, la ciudad del turista nacional que busca comer un buen pedazo de carne a la parrilla, ojala al estilo argentino.
Su historia El 9 de febrero de 1552, Pedro de Valdivia llegó por primera vez al lugar donde hoy se levanta la ciudad, fundándola bajo el nombre de Santa María la Blanca de Valdivia. Sin embargo, siete años después la ciudad fue totalmente destruida por un alzamiento mapuche. Tras este incidente, Valdivia sólo logró ser reconstruida a mediados del siglo XVII por orden del virrey del Perú, pues había llegado a sus oídos una amenaza de ocupación por parte de los corsarios holandeses. Fue por eso, también, que se construyeron los 17 fuertes en las desembocaduras de los ríos.

Desde la segunda mitad del siglo XIX, y hasta principios del siglo XX, Valdivia y toda la provincia recibieron unos 30 mil inmigrantes alemanes y una cantidad muy menor de otras nacionalidades, especialmente franceses, con los cuales llegó un fuerte desarrollo económico.

Sin embargo, en 1909, cuando apenas terminaban de llegar los colonos, un incendio consumió 17 manzanas del centro, perdiendo buena parte de su rostro colonial. Medio siglo más tarde la ciudad sufrió un castigo peor, pues en 1960 fue el epicentro del terremoto más violento que haya sido registrado por un sismógrafo y sus costas fueron sacudidas por un feroz maremoto. Gran parte de la ciudad fue destruida, mientras que cambió la topografía y el curso de algunos ríos.

Cincuenta años después de la catástrofe, cualquiera que no sepa del terremoto no se imaginaría lo sucedido en 1960. Valdivia hoy se presenta acogedora, bella y entretenida. Con sus 152 mil habitantes, es una ciudad universitaria y turística, que no hay que olvidar.
Que visitar
Gastronomía y entretención
¿Dónde comprar?
Datos útiles




Copyright © 2013 Cocha. All Rights Reserved
El Bosque Norte 0430, Las Condes